Office de tourisme et des congrès

Cathédrales

La Mayor vieja
Desde el siglo V, varios edificios se suceden en este emplazamiento, pero la actual iglesia de arquitectura románica provenzal construida en piedra rosa de las canteras de La Couronne data de mediados del siglo XII. El campanario no se edificó hasta el siglo XIV. Dejó de ser una catedral en 1852, pero siguió siendo una iglesia parroquial hasta los años cincuenta. La construcción de la nueva catedral amputó dos tramos a la Vieja Mayor pero permitió la rehabilitación del baptisterio paleocristiano de plano centrado, cuadrado por fuera y octogonal por dentro, de dimensiones impresionantes (más de 25 metros de ancho) y cuyo decorado era muy refinado. Volvió a ocultarse y la Nueva Mayor se construyó en su emplazamiento. El edificio ha sido clasificado como Monumento histórico en 1840. Hoy en día la Vieja Mayor no se visita.

La Mayor nueva
En el siglo XIX, Marsella experimenta un asombroso desarrollo social, demográfico y económico, lo que conlleva un periodo de grandes trabajos. Luis-Napoleón Bonaparte coloca la primera piedra de la nueva catedral en 1852, consagrada en 1896, y cuyos planos son del arquitecto Léon Vaudoyer. Cuando éste muere en 1872, Henry Espérandieu, arquitecto de Notre-Dame de la Garde y del Palacio Longchamp, retoma la obra hasta su muerte en 1874. Será Henri Revoil quien finalmente terminará la nueva catedral. De estilo románico-bizantino, tiene forma de cruz latina y posee un deambulatorio. En total mide 146 metros de largo, la cúpula principal culmina aproximadamente a 70 metros de alto y tiene un diámetro de 18 metros. La Nueva Mayor fue clasificada como Monumento histórico en 1906.

En 1995, Monseigneur de Mazenod (1782-1861) fue canonizado por Juan Pablo II; su cuerpo descansa en la gran capilla del deambulatorio de la catedral.

Los almacenes ubicados en las bóvedas a los pies de la Mayor cesaron su actividad comercial a finales de los años setenta, cuando cerraron. En 2014 tuvo lugar una gran rehabilitación de la zona para la creación de un espacio urbano: un polo de encuentro y buena convivencia. “Les Voûtes Marseille” albergan hoy en día tiendas, restaurantes, bares…

OTCM